Menú Cerrar

Blog

Holy spider, el descenso al atrapar a un asesino

Por Tomas Emanuel Brunella.

@josehumano8

De Border una historia de trolls que se enamoran en un cruce ambiguo, donde había una escena de sexo tan brutal como un trasfondo nihilista; su arriesgado cineasta, Ali Abbasi, apuesta por una historia de las calles secas de Irán, una historia real y escalofriante, Holy Spider se envuelve en una telaraña más amplia que amenaza en su comienzo, un suspenso cruel y una historia que sirve para hablar de los miedos de las mujeres. 

La última cinta de este director que dividió a la crítica, y a mi me tiene de su lado, apoyándola, ya que es un espectro peculiar, tan crudo como frío, que funciona como retrato de otro mundo, de una sociedad y una apabullante crítica a las creencias. Estas mismas creencias fanatizadas que dominan a los seres, y los hace llevarse a límites terribles, y justificar sus actos bajo esas máximas morales. 

En Holy Spider se sigue a un asesino de prostitutas, que actúa según la bajada de linea de Alá, creyendo ser un purificador de las calles, el estado como las mismas autoridades adoctrinadas bajo esas moralinas religiosas como tanto misóginas y no intervienen del todo, para redondear el caso, salvo una periodista de afuera; una joven periodista de Teherán que se sumerge en los barrios con peor reputación de la ciudad santa de Mashhad para investigar esta serie de feminicidios e ir hacia el. Mezclada en un montaje sigiloso, entre los actos de su femicida, como la peripecia angustiante de su periodista, interpretada impresionantemente por Zar Amir-Ebrahimi, que ella misma da un carácter riguroso, de presencia que se planta fuerte, y que la lleva a tener una rabia constante mezclada como con angustia, por el asesino, como también por estas calles opresivas hacia las mujeres. 

No es solo el asesino, es una sociedad. Lo que Abbasi trata de gatillar en este viejo caso, es un enfoque más grande, su monstruo no camina solo o piensa desolado, una sociedad naturaliza un sigilo monstruoso de fanatismo religioso; acá todos son partes, porque creen en su doble moral, hombres que creen llevar sus manos limpias y que maltratan a sus mujeres y que tienen acciones impuras, pero que respetan tanto a su Dios, como obrar por él, y suponer ser ciervos, o mejor dicho, soldados de todo lo que dicen que es «impuro.»

La cinta camina esas calles, las curte, con coches o motos, y muestra estos seres tan toscos y frios, olvidándose de la humanidad, y sintiendo mas una demanda a sus santos. El retrato es escalofriante, desde una mirada lejana, que me toca a mi, ver que hay similitudes pequeñas a nuestras sociedades, pero también una distancia impresionante; todo el film tambalea en eso, el guión escrito bajo el mismo cineasta y su compañero Afshin Kamran Bahrami, no duda de ser un suspenso desafiante, que hace que la película lleve un nervio que despedaza el aire y también una bronca por las impunidades, y la demencia de estas culturas que creen obrar por encima de los derechos humanos, decidir quién debe vivir y quién no. Olvidarse de lo que es un asesino, y fijarse en el acto, en quien fue asesino y si eso da mejor resolución a su Dios, un universo tan hostil como magnético en una noche interminable.

Traída a nuestro país gracias a los tremendos de Mubi, esto es una película potente tanto como por su dirección como la actuación de su protagonista, como su último y cruel plano, que dice todo lo que tiene que decir en una imagen. 

Publicado en Streaming

También puede interesarte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Entremedio, cine argentino en el Gaumont
Zona de interes, nominada sl Oscar y estreno
El color púrpura, adaptación del musical
Días perfectos, cine japonés nominado al Oscar
Argentina Comic Con: nuevos horizontes
La convivencia entre lo nacional y el mainstream, nuestro paso por la Argentina Comic Con
Mañana llega LA MUJER Y EL CINE
Noche en la tierra, por Mubi
La mamá y la puta, reestreno
El viaje, función homenaje a Pino Solanas
Rojo profundo: sangre en la gran pantalla
Solo los amantes sobreviven, por Mubi
Nostalgia de la luz, docudrama de Patricio Guzmán
Falsos millonarios, de Miranda July comedia insólita por Netflix
Pulp: A Film about life, death and supermarkets (2014) de Florian Habicht
La mesita del comedor, comedia negra en el BARS
Kinra, ganadora de la Competencia Internacional en el 38° Festival de Mar del Plata
Vamos a la playa, festival de cine alemán
Adiós, Buenos Aires, coproducción Argentina/Alemania
Charlamos con Fernando Madedo, director ejecutivo de PCI
Conversamos con Luciano Nacci, director del Festival de Cine Luz del Desierto
Entrevista ¡MATANZA, VAMOS A FILMAR! y ¡MATANZA FILMA!
ESTRENA IMPLOSIÓN y charlamos con su director Javier Van de Couter
Estasis: la conectividad corporal. TEATRO
Stéfano, una obra emblemática para el teatro
CONNIE BALLARINI – STAND UP – Excelente opción para cortar la rutina a carcajadas